Una dieta sana y rica en proteínas y el ejercicio físico, sobre todo muscular, son los puntos principales para prevenir la sarcopenia, que consiste en la pérdida de masa muscular acompañada de la pérdida de fuerza y rendimiento físico, según el copresidente del Congreso de Geriatría, Alfonso Cruz.

Esta enfermedad, que afecta a un gran número de personas mayores y a más mujeres que hombres, tiene como principales marcadores para poder detectarla que las personas cada vez tienen sus músculos más pequeños y, además, caminan de forma más lenta, según ha explicado Cruz.

En el 53º Congreso de la Sociedad Española de Geriatría y Gerontología que se celebra en Málaga, por primera vez se han definido las causas por las que se produce la sarcopenia, que se engloban en cuatro grupos; el poco uso de los músculos, problemas con la nutrición, enfermedades y por envejecimiento.

El copresidente ha mencionado que, además de las causas, también se han establecido por primera vez los parámetros que definen si una persona tiene o no sarcopenia, que atiende a la medición de la masa muscular, la fuerza y el rendimiento físico y el tipo de gravedad que tiene el grado en el que el paciente lo padece.

En cuanto a las investigaciones en este campo, el geriatra ha mencionado que se estudian fármacos para aquellas personas que no realicen ejercicio puedan conseguir a través de ellos fuerza y masa muscular, entre otras cosas.

El congreso, que coincide también con el 32º Congreso de la Sociedad Andaluza de Geriatría y el 7º Congreso de la European Union Geriatric Medicine Society, tiene como lema «Nuevas terapias para una Europa que envejece», para promover los derechos de las personas mayores para que puedan beneficiarse de los avances terapéuticos.

Fuente: ADN

Te ha gustado?...haz un comentario