buenas digestiones

 

Es época de piscina, vacaciones, viajes, vivir experiencias nuevas, pero esto trae consigo cambios en los horarios, estrés, malos hábitos alimenticios… Lejos de ser cambios insignificantes para nuestro organismo, nos alteran produciendo afecciones que nos son muy familiares como estreñimiento, diarreas, acidez, hinchazón, insomnio… que si bien no son fatales si que consiguen, en algunos casos, hacer que no disfrutemos las vacaciones.

Por eso, es de especial importancia prestar atención a pequeños detalles que nos harán más placenteras las vacaciones. Te mostramos algunos tips en el post de hoy.

1. Mejora tus hábitos fuera de casa. En verano aumentan el número de comidas que realizamos fuera de nuestros hogares. Pero no por ello debemos saltarnos nuestra dieta drásticamente. Aprovechando las temperaturas habituales de estas semanas, puedes escoger platos ligeros, como por ejemplo la crema de calabacín, que además de diurética es bastante refrescante. Puedes complementar tu menú con verduras a la plancha, sobre todo zanahoria al ser rica en carotenos colabora en la protección solar o espárragos blancos, ricos en fibra y diuréticos. Para terminar una pieza de fruta junto con un yogur, será una opción saludable. También tienes a tu alcance otras alternativas pero intenta a toda costa los platos fritos, apuesta por la cocina a la plancha.

2. Probióticos. Todos conocemos la importancia que tiene cuidar nuestra flora intestinal y el papel que representan los probióticos en ella, por esto es necesario cuidar el aporte de los mismos a nuestro organismo para mantener un correcto funcionamiento y evitar problemas como estreñimiento o gases. A la hora de elegir un probiótico de calidad debes tener en cuenta ciertos elementos como la capacidad para resistir a la degradación de los ácidos del estómagoy de esta manera sobrevivir a lo largo de todo el tránsito gastrointestinal, entre otros factores que afectan a su eficacia.

3. Infusiones. Añadir a tu dieta de estos días bebidas naturales y refrescantes (con hielo y especias) a base de hinojo o manzanilla, es una alternativa muy recomendable para quienes queremos cuidar nuestras digestiones de una forma apetecible.

4. Batidos naturales. Otra forma muy refrescante de cuidarse es preparando en casa fácilmente batidos a base de verduras y frutas. Algunas verduras que podemos utilizar para ello son espinacas, apio o jengibre. Como frutas podemos utilizar pomelo, arándanos, granada o melocotón. Estos batidos nos cuidarán el sistema digestivo a la vez que mejoran nuestras digestiones.

Te ha gustado?...haz un comentario