Durante los próximos días estaremos presentes en diferentes celebraciones tanto con compañeros de trabajo, como de amigos y familia. Estas celebraciones traen consigo largas comidas y cenas donde ingerimos un promedio de 1.100 calorías como mínimo. Si no hacemos nada para evitarlo, lo más habitual tras las fiestas es que aumentemos en varios kilos nuestro peso, además de sufrir molestias digestivas (aproximadamente el 51% de las personas que participaron en el estudio realizado en el Centro de Investigación sobre Fitoterapia en colaboración con la Sociedad Española de Dietética y Ciencias de la Alimentación afirmaron sufrir molestias digestivas). Es importante para evitar estos trastornos, seguir estas pautas que nos beneficiarán:

– Realizar descansos. La regla número uno es darnos un respiro entre comida y comida. Con el objetivo de no saturar nuestro sistema digestivo, es importante compensar una comida o cena copiosa con comidas más ligeras. Por ejemplo, si realizas una cena con tus amigos intenta comer más ligero el resto del día.

– Reduce las calorías en tus comidas. Si realizas muchas comidas fuera de casa, dentro de la opción del menú, elige siempre aquellos platos que menos calorías tengan. Por ejemplo comenzar con ensalada y de segundo pescado a la plancha en vez de carne en salsa. Si tienes la oportunidad de elaborar tus platos, puedes optar por realizar canapés con ingredientes menos “pesados” como verduras a la plancha, reducir el uso de salsas para acompañar los platos (o realizarlas con ingredientes bajos en grasa), y realizar cocktails sin alcohol. También sería necesario elaborarlos con menos sal o incluso utilizar especias. Por último no olvidar elaborar la comida necesaria para el evento en cuestión, de lo contrario tendrás sobras para varios días, con lo que estarías aumentando el exceso de calorías.

– Aprovecha los beneficios de la fitoterapia. Existen diferentes plantas medicinales que puede ayudarte mucho en estas fechas. Entre ellas hablaríamos de la alcachofa, depurativa y muy recomendable para una buena digestión; el hinojo para reducir los gases; la cola de caballo que nos ayudará a evitar la retención de líquidos; el boldo que mejora nuestra función hepática o la cassia que nos ayudará a eliminar toxinas acumuladas y luchar contra el estreñimiento ocasional.

– Mejora tu salud digestiva. Si quieres gozar de una buena salud digestiva, evitando molestos síntomas como la pesadez, el hinchazón o los gases, debes prestar mucha atención al cuidado de tu flora intestinal. Tener una flora intestinal equilibrada y sana, te mantendrá fuerte frente a los excesos en tus comidas, intolerancias alimenticias o incluso te ayudará a evitar el estreñimiento. En este sentido los productos basados en probióticos de alta calidad, como bio3 Vientre Plano tienen mucho que decir. Descúbre los beneficios de los probióticos aquí.

Y tú, ¿estás preparad@ para los excesos navideños?

Te ha gustado?...haz un comentario