Si no has tenido demasiada precaución al exponerte al sol este verano, puede que hayas sufrido alguna quemadura. Si este es tu caso, te traemos 5 remedios naturales para aliviar las quemaduras solares. ¡Comenzamos!
  1. Leche (entera). Contiene propiedades calmantes gracias a su contenido en ácido láctico. Siempre hay que aplicarla con mucho cuidado sobre la piel, a través de un paño previamente sumergido en leche. Dejar actuar entre 15-20 min. Por último aclarar con agua fría.
  2. Té negro. Su contenido en taninos nos ayuda a calmar la piel. Para ello es necesario preparar una infusión con agua hirviendo, y dejar reposar unos minutos. Después lo enfriaremos en el frigorífico. Una vez frío, se aplicará sobre la piel con una toalla o paño suave.
  3. Tomate. Es uno de los mejores aliados para nuestra piel. Sus propiedades humectantes nos ayudan frente a las quemaduras. Pero igualmente, gracias a su poder hidratante y cicatrizante, nos ayuda a reducir la sequedad y devolver a la piel un aspecto saludable.
  4. Aloe vera. Esta planta colabora en el proceso de curación de la piel, a la misma vez que reduce las molestias, como el comezón. Para utilizarla se puede extraer la pulpa del aloe y aplicarla sobre la zona afectada.
  5. Patata. Otro de los remedios que reducen el dolor rápidamente, es preparar una mascarilla a base de patatas naturales. Su contenido en almidón proporciona alivio frente a las quemaduras en la piel. La mascarilla se prepara triturando varias patatas y añadiendo agua, para evitar que se quede demasiado espesa o seca. Se aplica sobre la piel dejando actuar hasta que se haya secado y quede como una pequeña capa. Luego debemos retirar con una ducha fría.

Te ha gustado?...haz un comentario