Hasta la fecha, los estudios que se han llevado a cabo para demostrar la relación entre el consumo de ciertas bebidas, como el café, y el mayor riesgo de sufrir un glaucoma, no eran excesivamente concluyentes. Sobre todo porque la muestra utilizada para hacer dichos estudios no era demasiado grande. Ahora, se ha realizado un nuevo estudio, que compara cómo afectan diferentes bebidas que consumimos en la aparición de glaucomas. Os contamos los curiosos datos a los que han llegado.

En este estudio, realizado en la Universidad de Brown, los investigadores analizaron los datos médicos de más de 10.000 personas. Para ello realizaron entrevistas, pruebas físicas, muestras de sangre, estudios sobre sus hábitos en el consumo de bebidas o incluso pruebas oculares. Tras el estudio de dichos datos, los investigadores descubrieron que, según los datos arrojados por la prueba, aquellas personas que bebían té caliente tenían un 74% menos de riesgo de padecer un glaucoma.  

Para evitar posibles interferencias en los resultados, los investigadores tuvieron en cuenta otros indicadores como, por ejemplo, sus antecedentes de diabetes o si eran fumadores.

Aun así, este estudio tiene sus limitaciones, por lo que es necesario tomar sus resultados con precaución. Aunque sus investigadores insisten en que el contiene fitoquímicos y flavonoides, compuestos que han demostrado tener propiedades antiinflamatorias y antioxidantes, entre otras. Por lo que consideran que hay muchas probabilidades de que el té contenga propiedades para proteger nuestro metabolismo, a falta de realizar más pruebas concluyentes.

Te ha gustado?...haz un comentario